Destino

RESERVAS
Reserve ahora!
............

Cabo Verde


Cabo Verde es sinónimo de rica gastronomía, con la tradicional Cachupa, el conocido Filete de atun, el Xerem, y aún el Modjo típico de San Nicolás. 

 

Cabo Verde es el arte de la Morabeza, que refleja el cariño con el que nos reciben, es el simbolo de la Sodade, tal y como nos mostró la voz de Cesárea Évora, y del Cretcheu, el lado dulce y romántico de un pueblo. 

 

Cabo Verde es una melodía calma y tierna como la Morna, y el ritmo caliente del Funaná.

 

Cabo Verde es además un modelo de democracia, estabilidad y creciente prosperidad. Factor comprobado por la atribuición del premio Mo Ibrahim al ex- Presidente Pedro Pires, como reconocimiento por sus logros en términos de derechos humanos y su buen gobierno, durante el cual Cabo Verde se convirtió en el segundo país africano que salió de la categoria de los Menos Desarrollados de la ONU.

Isla del São Vicente

 

 

São Vicente es la segunda isla más poblada de Cabo Verde, ubicada en el grupo de islas de Barlovento, en el noroeste del archipiélago. El canal de São Vicente la separa de la isla vecina de Santo Antão. El aeropuerto de São Pedro se localiza al sur de la ciudad de Mindelo, la capital de la isla y segunda mayor ciudad del país, donde se concentra gran parte de la población de la isla que en total cuenta con 74.136 habitantes. 

Descubierta el día de San Vicente en 1462 por el navegante portugués Diogo Gomes, la isla estuvo despoblada durante muchos años debido a la falta de agua. Fue solo en 1838, cuando se estableció un depósito de carbón para el abastecimiento de los navíos que se encontraban en ruta por el Atlántico en la bahía de Porto Grande, que la población empezó a concentrarse fundándose así la ciudad de Mindelo.

 

En esa época, la ciudad se convirtió en un importante centro cultural y cosmopolita donde la música, la literatura y el deporte eran practicados con asiduidad por sus habitantes. Se llegó a considerar la posibilidad de trasladar a Mindelo la capital de Cabo Verde. El ciclo de bonanzas duró sólo unas cuantas décadas, pues a principios del siglo XX el carbón fue sustituido por el diesel como combustible de los navíos y el importante puerto de la isla perdió su importancia. Más tarde, la isla volvió a adquirir importancia como punto de unión atlántica a través de los cables submarinos de telégrafos.

 

De su época dorada, la ciudad de Mindelo conserva un centro histórico relativamente bien preservado, donde predomina la arquitectura colonial, siendo un buen ejemplo de ello el Palácio do Governador. El Liceu Nacional Infante D. Henrique(actual Escuela Jorge Barbosa), tuvo enorme importancia en el desarrollo de la conciencia nacional caboverdiana, habiendo estudiado en él muchos de los padres de la independencia nacional, incluyendo a Amílcar Cabral y el antiguo Presidente de la República Pedro Pires.

 

Pese a ser de origen volcánica la isla es relativamente plana, especialmente en el área central, la zona oriental de Calhau y la zona norte de la Baía das Gatas. El punto más alto de la isla es el Monte Verde .Otra elevación significativa es el Monte Cara ― así nombrado porque recuerda a un rostro humano mirando al cielo. A pesar de la fuerte erosión, aún son bien visibles algunos cráteres de volcanes como el volcán Viana, en el este de la isla, y la propia había de Porto Grande.

 

El área urbana de Mindelo se encuentra en la zona noroccidental de la isla. Las playas de arena blanca de la Baía das Gatas, Calhau y São Pedro son las más frecuentadas. La isla encuentra en la pesca, en el turismo y en la explotación de su concurrido puerto de mar – el Porto Grande – sus principales fuentes de receta.

 

São Vicente ha sido desde siempre una isla fértil culturalmente hablando. La ciudad de Mindelo está informalmente considerada la capital cultural de Cabo Verde y su vida nocturna es famosa por los bares animados con música en vivo, en los cuales se inició, por ejemplo, la carrera de Cesária Évora. Además de la música, la cultura São-vicentina se destaca en distintas áreas como el teatro y la literatura. Eventos anuales tienen gran destaque como el Carnaval, el Festival de Música de la Baía das Gatas, en Agosto, y las fiestas de Noche Vieja.

São Vicente presenta muchos platos típicos siendo el marisco la base de la comida local. Además de la conocida "cachupa", destaca el arroz con marisco “à Dadal” y el guiso de percebes.

 

El clima es tropical seco, rondando los 24 °C de temperatura media. Además del portugués, lengua oficial, el criollo cao verdiano es usado diariamente por la mayor parte de la población de São Vicente.